miércoles, 10 de junio de 2009

Metallica

Pensaba hacer una crónica de principio a fin del concierto, pero, eso lo podrán leer en muchos lugares, francamente prefiero hablar de los grandes momentos, al menos para mí. Hay que contextualizar que el concierto del sábado era el de fan from hell ya que fue la primera fecha que salió a la venta. Sin orden alguno recuerdo las mejores canciones y momentos del concierto:

- The Memory Remains, creo que fue el mejor momento, al cierre cuando se tararea el fín de la canción, Metallica calló y las miles de almas que llenábamos el foro sol seguimos cantando por un par de minutos, realmente poca madre.

- One, himno totalmente consagrado en la historia del Rock (así con mayuscula), desde la introducción, las explosiones en el escenario y Hetfield en lo alto del escenario tocando.

- Broken, Beat & Scarred, para mi una canción monumental del nuevo disco, soundtrack en un momento muy pero muy pinche de mi vida, así que la entoné con toda la fuerza de mis pulmones, estómago y huevos.

- Nothing else matters y Sad but true, dos canciones que deben ser escuchadas con total atención, más allá de la música.

- Enter sandman, el puente de la oración del niño recitada por los presentes no tuvo madre.

- Fight Fire with fire, para los verdaderos fans, no para los que creen que el S&M contiene lo mejor y con eso les basta.

- El cierre con Seek & Destroy fue excelente, antes de comenzar Hetfield pide al público que se comprometa a dar todo lo que le queda de energía en esa canción, pues es la última que tocarán, y vaya que dimos todo.

Notas adicionales:

Rob Trujillo logra que no se extrañe a Jason Newsted, la energía que imprime a su ejecución es poca madre, y bueno, teniendo raíces mexicanas y el bajo con el calendario azteca del sol, conllevó al grito de "Trujillo, Trujillo, Trujillo" un par de veces.

Podría bordar renglones y renglones sobre la habilidad de Kirk Hammett en la guitarra, pero ya su mero nombre es sinónimo de un monstruo del requinto. Su colección de guitarras no tiene madre, no sacó la de Some Kind of Monster pero con las Ouijas gemelas y la de Dracula bastó.

Momentos Ulrich, al cierre que hicimos de The Memory Remains debió gustarle para que se levantara a hacernos señas para que le siguiéramos, previo a Seek & Destroy, pregunta mediante señas, si se echan otra, dos, tres, cinco, muy cagado la neta, y finalmente, cuando Rob Trujillo agradece en español y reconoce que el concierto del jueves había sido de posers y que los verdaderos fans habíamos ido el sábado, se acerca Ulrich y dice “no se que dijo pero estoy de acuerdo”.

El trato que dio Hetfield al público fue muy chingón, su momento “sentimental” de agradecimiento estuvo un poco demasiado cursi, pero se agradece. Realmente no hace falta hablar de su ejecución vocal o en la guitarra, sería redundar en su grandeza.

Aunque faltaron un par de clásicos que se podrían calificar como obligados no nos quedaron a deber nada, si, puede sonar extraño pero aunque hubiera querido escuchar y gritar “Fuel”, con fight fire... me compensaron.

Solo por no dejar de comentar, los grupos abridores la sufrieron en grande, hace años el Resorte habría sido un excelente abridor por parte de México, pero tantos años lejos de los escenarios y sin sacar disco le pegan a cualquiera. Avenged Sevenfold, ser el preludio a la banda principal debe ser difícil y si es Metallica es peor, la verdad aguantaron vara como los grandes, les dimos la espalda, les mentamos la madre, les arrojaron vasos aplastados de cerveza, unos tennis y un par de bombas armadas con varios vasos de chela y aún así siguieron tratando de ganarse a un público al que le valían madres.

Ahora a esperar el DVD, y que vuelvan pronto, y no hasta dentro de 10 años. El domingo si tocaron Fuel, ni modo.

1 comentario:

:::X@Vy::: dijo...

PINCHEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEE!!!!


Efectivamente, no fuí u_u